26 – De Cafeta en Bogotá

Publicado: 4 agosto 2011 en Imágenes, Letras
Etiquetas:, , ,

¿Seremos capaces de pensar por nuestra cuenta? ¿Seremos capaces de pensar? - Crédito, de ésta y todas las fotos: Pepe Caracas

Publicación: miércoles 8 de julio de 2009 a la 1:56 p.m.

Si hay algo que me gusta es la música y las buenas guitarras.

Y con todo lo que me gustó Fito y Muse, luego del concierto de Café Tacvba sólo puedo decir que es el mejor espectáculo en que he estado… bueno, falta el de Depeche Mode.

Cosme, Emanuel, Joselo y Quique saben cómo dar un espectáculo. Fueron 3 horas de baile, canto y grito, cuando un concierto en promedio dura 2 horas. Tal como ellos dijeron, el concierto era la decimoquinta parte de la fiesta de sus 20 años.

Cuando salió Rita Catalegua y se sentó ahí cerca, a 3 metros de mí, mechudo como nunca, con su guitarra, empecé a gritar el famoso “uuuuuuuu” de porrista.

Y se prendió la cosa… El borrego, No controles, Alármala de Tos, Rarotonga, fueron las primeras, y los espectadores saltábamos al unísono, unidos en un solo grito caluroso en el Palacio de los Deportes.

Es rock, es folclor, es electrónica, es bolero-salsa; es guitarra-bajo-batería, jarana y violín.

Luego nos fueron tranquilizando, con María, con Eres, donde reconfirmé que Emanuel es un ente más allá de la realidad, que baila y canta a su propio ritmo. Muy parecido a Dave Grohl de Foo Fighters, ¿no?

Y los hermanos Quique y Joselo, cada uno a la esquina del escenario, se mostraban similares y distintos, cantaban, coreaban y movían sus cuerpos como la música les iba indicando.

– ¿Quieren más? -gritaba Cosme
– “Síiiiiiiiiiii”… -respondíamos todos
– Ustedes pagaron boleta, no estadía –
(Risas)

Las Flores, El Baile y el Salón, El Fin de la Infancia…

Cuando me senté sola a las 2:45 de la tarde a hacer la fila no pensé que me encontraría con algo así. No estoy acostumbrada a conciertos de 3 horas. Al frente de Cafeta pude ver cómo cada uno de ellos es un espectáculo por sí solo. No importa hacia dónde mirara, había un movimiento, un giro, un grito, una mirada que me encantaba. Una magia que me envolvía y yo no hacía más que sonreír… no lo podría evitar.

Cuando vi a los 4 haciendo el baile de Déjate Caer o el final de El Puñal y el Corazón, me di cuenta que por eso han estado 20 años juntos. Porque juntos son Cafeta y hacen música que hace vibrar.

Siguieron y siguieron de tal manera que hoy, cinco días después, aún me duelen las pantorrillas de tanto saltar.

– Llegó el momento de las complacencias -gritó Rita sudado, ya con una trenza en su oscuro pelo -¿Qué quieren?
Todos gritábamos: Ingrata, Trópico, El ciclón, Chilanga Banda…
– No les entiendo ni madres –
(Risas)

Y sólo por eso, por complacencia, nos regalaron La Locomotora, Chilanga, Ingrata y Chica Banda… y en medio de esta última, El Ciclón… yo ya sentía que eran los 120.000 pesos mejor pagados de mi vida.

¿Seremos capaces de pensar por nuestra cuenta?
¿Seremos capaces de pensar? 

A las 10:30 de la noche salimos del Palacio y casi nos tenemos que ir a pie hasta la casa.

¿Qué opinas? Dale, exprésalo...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s